Los hackers criminales rehabilitados que ahora se enfrentan contra delincuentes de internet

Dentro de las oficinas de Bluescreen se encuentran algunos de los hackers adolescentes más talentosos, sacados del mundo del crimen para luchar desde el otro lado.

0 67

-Anuncio -

Agencia.-Dentro de las oficinas de Bluescreen se encuentran algunos de los hackers adolescentes más talentosos, sacados del mundo del crimen para luchar desde el otro lado.

Estos jóvenes expertos en computadoras cambiaron los confines de sus habitaciones por una empresa de seguridad cibernética de aspecto bastante normal en Plymouth, Inglaterra.

Bluescreen emplea hackers que las autoridades consideraron dignos de una segunda oportunidad, quienes ahora usan su ingenio contra algunos de los criminales anónimos en internet que solían ver como camaradas.

“Era solo una gran broma”

Cuando Jack tenía 19 años, la policía envió cinco patrullas, un equipo técnico y una furgoneta antidisturbios a su casa.

“Fue sobre las 8:10 de la mañana. Había pasado una noche horrible y había empezado a ver ‘El rey león”.

“Ni siquiera había pasado la introducción antes de que la puerta de mi habitación se abriera de golpe y entraran 10 policías para arrestarme. No esperaba que eso pudiera pasarme”.

La policía fue allí por una buena razón: cuando tenía 16 años, Jack había robado información de unas 1.000 personas.

Le dijo a la policía que nunca había tenido ninguna intención de usarla para su beneficio. Solo había sido un ejercicio intelectual.

Historias como esta son comunes en Bluescreen IT, que tiene un enlace directo con la policía para encontrar hackers que necesitan un camino.

Se trata de jóvenes que fueron acusados de crímenes graves, pero en lugar de pasar por el sistema de justicia criminal, recibieron una segunda oportunidad.

Unas 15 personas trabajan en el Centro de Operaciones de Seguridad, algunas de las cuales fueron remitidas a la compañía como hackers que no son maliciosos por naturaleza y considerados capaces de reformarse.

Otro empleado, Cameron, fue arrestado mientras caminaba hacia la escuela cuando solo tenía 14 años.

Agentes de la Agencia Nacional contra el Crimen de Reino Unido habían planeado la operación para que Cameron estuviera fuera de la casa y no pudiera destruir sus discos duros en caso de que los escuchara llegar.

“Hasta ese momento mi mayor problema era que no había hecho mi tarea de matemáticas”, dijo.

“Iba caminando hacia la escuela cuando escuché que me llamaban por mi nombre. Me giré y había un hombre con traje detrás de mí”.

“Después escuché que decía mi nombre más alto, me giré y dije ‘¿sí?’ y ahí fue cuando me dijo que estaba arrestado”.

Había otros cinco policías.

  • “Me odian y me persiguen por destruir virus en internet”

“Simplemente no me di cuenta de que lo que había hecho era tan grave. Era solo una gran broma, no pensaba que estuviera causando un daño real. Pronto descubrí lo serio que era”.

Se considera que los “hackers de sombrero gris”, como Jack y Cameron, cometieron sus delitos por razones que no tenían nada que ver con el beneficio personal o el ciberterrorismo. A veces se trataba de una broma o quizá el motivo era lanzar un ataque para debilitar un servidor.

Ahora ellos tratan de parar a otros, usando los métodos que ellos una vez usaron.

 

#Fuente: News Mundo


-Anuncio -

Comentarios
Loading...