Dueña de hotel Parnassus perseguida por una mafia poderosa

¿Me van a matar?

0 6.541

-Anuncio -

¿Me van a matar? Llevamos ocho horas dando vueltas, les preguntó Irma de los Ángeles Magaña Campos, a los supuestos policías vestidos de civil, con una placa colgando al cuello, que la privaron de su libertad y la subieron a un coche blanco mientras cinco coches más los seguían de manera permanente. “¡Cállese señora!… tenemos orden de golpearla y asustarla y se aguanta”, le dijo uno de ellos.

Un episodio que pareciera sacada de una película de suspenso. Policías corruptos al servicio de un grupo con mucho poder, detienen a una mujer con muchos bienes y tienen órdenes de “golpearla y asustarla”

No pasó en una película de James Bond, sucedió en Cancún. Ahora la Ángeles Magaña fue despojada de prácticamente todo y privada de su libertad en un proceso muy turbulento. Nadie que conoce el caso de esta empresaria puede creer que esté en la cárcel siendo torturada para que firme cediendo todos sus bienes.

El proceso se debe a una supuesto incumplimiento de pago, ya que su difunto esposo hizo un préstamo por 30 millones de dólares, antes de morir se habían saldado 22 millones de aquel préstamo y únicamente restaba pagar 19 millones de dólares con los intereses incluidos. Algunos dicen que la política es el ámbito más sucio de la sociedad y probablemente lo sea, pero los negocios de las altas esferas le están rozando los talones con este caso.

Sus hijas de 20 y 29 años se encuentran desprotegidas, la madre lucha contra un sistema comprado e incluso los abogados de su fallecido esposo conspiraron contra ella. Pero se dio cuenta demasiado tarde, los abogados de Ángeles Magaña se enfrentan a una ola gigante que busca quitarle todo lo que su esposo construyó.

Actualmente se encuentra presa en el penal de Santa Martha Acatitla, donde se ha atentado contra su vida en dos ocasiones.

-Anuncio -

Comentarios
Loading...